De nuevos aprendizajes y adaptaciones

La llegada de un bebe siempre implica crear nuevas rutinas y un fuerte aprendizaje, no solo por parte del bebe sino también de los padres. Esta serie de nuevos aprendizajes pueden variar dependiendo del país en el que se está criando al bebe, o al menos esto he notado yo al recibir consejos de madres colombianas y alemanas, y van desde crear rutinas de sueño y de alimentación, la forma más segura del bebe para dormir en la noche y los baños.

En particular cada aprendizaje trae consigo una serie de adaptaciones: el sueño cambia y se ajusta al ritmo de comidas del bebe (y las primeras semanas al ritmo de siesta, pues son los mejores momentos para recuperar el sueño que se perdió en la noche); las siestas del bebe se esperan con ansia para poder hacer también otras tareas como bañarse, cocinar y comer. En general muchos de estos aprendizajes los esperamos todos los nuevos padres, pues hacen parte del repertorio que se conoce al tener un recién nacido en casa. Hay otros que nadie te cuenta, o que si lo hacen se te olvida, por ejemplo que los bebes vomitan y pueden sufrir de reflujo (lo que los hace vomitar aun mas), mi único consejo: es tener desde el principio muchos trapitos para limpiar al bebe y la ropa, hay días en que siento que me he cambiado yo mas veces que las que he cambiado al bebe (ah, porque gracias a Murphy te caerá justo en ese pequeño hueco entre tu ropa o piel y el trapo).

Otros aprendizajes causaran polémica entre tus amigos que ya son padres. En mi caso fue con los baños. Acá me va a tocar darles un poco de información de contexto: resulta que en Colombia a los bebes se les baña, por lo general, dos veces al día: en la mañana y la noche, antes de dormirlos. En Alemania se preocupan mucho por la piel del bebe, por lo que se aconseja solo bañarlo una vez por semana, y en general no lo empiezas a bañar sino hasta la tercera semana de vida (que coincide un poco con la caída del cordón umbilical). Entre baños se recomienda limpiar al bebe con algodón húmedo en las áreas donde tiene pliegues y luego secarlas bien. En fin, que cuando conté a mis amigos y familiares que la bebe no se había bañado (ni siquiera en el hospital) y que la recomendación era bañarla solo una vez por semana a mas de uno se le paró el pelo. A mi al principio me pareció extraño, pero ya me acostumbre, es más, cada vez más le veo la lógica a la sugerencia.

Cada día es un nuevo aprendizaje, ya sea de los nuevos sonidos que el bebe emite para decirte lo que necesita. Originalmente solo lloraba cuando tenia hambre, ya, con dos meses, el lloriqueo y sonidos varían dependiendo de si es hambre, incomodidad o sueño. Poco a poco esta más despierta y juega mas con cosas para ejercitar sus reflejos y músculos.  Es una maravilla verlos crecer y lo rápido que aprenden y se desarrollan. Por ahora vamos poco a poco inscribiéndonos en cursos y grupos de bebes para que le empiece a socializar. Les iré contando como nos va, y sobretodo, si surge alguna otra sugerencia o aprendizaje que vuelva a generar alguna polémica.

¿Conocen ustedes algunas otras costumbres para el cuidado del bebe que les han parecido extrañas? sería interesante conocerlas.

La bañera lista para el primer baño

La bañera lista para el primer baño

Un comentario en “De nuevos aprendizajes y adaptaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s